Indiscutido

ENTREVISTAS

Ricardo Lamas: “Cuando gane el cinturón lo voy a traer a México para celebrar con mi gente”

Después de ser ignorado en tres ocasiones para retar al campeón pluma del UFC José Aldo, Ricardo Alejandro Lamas por fin tiene la oportunidad de buscar el oro de la promoción más importante del MMA. En lo que apenas será su quinta pelea en la división pluma el peleador de herencia cubana y mexicana está seguro de que este sábado sorprenderá al mundo.

Nosotros los Mexicanos también sabemos rumbear y queremos dedicar un sublime guaguancó, de México a la Habana.” -Sonia López

Con esa frase Ricardo Alejandro Lamas siempre sale a pelear, la Sonora Santanera a la voz de “la chamaca de oro”, Sonia López con “De México a La Habana”.

 “Yo uso la misma canción cada pelea, me gusta hacerlo porque me gusta representar la tierra de mis padres”.

De padre cubano y madre mexicana Ricardo siempre ha sido una anomalía en el mundo del MMA tanto en su estilo como en sus acciones, prefiriendo que su habilidad hable más que sus palabras.

Todo ha pagado con la oportunidad que llega este sábado en UFC 169 ante el campeón pluma del UFC, José Aldo. Considerado por muchos como uno de los peleadores invencibles de la división, pero no por Ricardo.

“Me siento bien y creo que esta pelea va a ser una guerra. Será la pelea más difícil de mi vida pero con una victoria mi vida va a cambiar completamente pero yo estoy listo para el cambio. Yo quiero ser el próximo campeón pluma del UFC”.

Ricardo Lamas se convirtió en un retador de la división ligera en marzo de 2009 cuando hizo su debut en la ahora extinta World Extreme Cagefighting o WEC. Dos años después llegaba al último evento de la promoción luego que esta fuera comprada por el UFC. En diciembre de 2010 Lamas llegaba con un récord de 4-1 en la promoción pero una mano derecha abajo y un gancho izquierdo de Yuri Alcantara que aprovechaba esto lo mandaba frío a la lona. El réferi estaba demasiado lejos y Ricardo absorbió cuatro golpes innecesarios. No habían pasado ni cuatro minutos del primer asalto.

Su contrato se transferiría al UFC como el de muchos peleadores de la WEC  y Ricardo decidía bajar a la división pluma donde ha sido implacable y desde el primer día puso la mira en el campeón José Aldo.

“En sus últimas peleas vi que se cansó en los últimos rounds. Voy a intentar cansarlo y cuando yo vea que está cansado voy a empujar más y voy a tratar de terminar la pelea. Estoy en condición de pelear 10 rounds y eso haré”.

Ricardo habla con nosotros desde el aeropuerto, nos pide una disculpa porque no nos escucha bien pero a pesar de estar en pleno corte de peso y cansado de tanta promoción se escucha la emoción en su voz ya que finalmente ha llegado la gran oportunidad.

La primera oportunidad al título parecía llegar en UFC 156, febrero de 2013. En diciembre de 2012 él y Aldo habían accedido pelear, los contratos habían sido firmados y devueltos al UFC cuando el excampeón ligero del UFC, Frankie Edgar, decidió que él aceptaba una oferta anterior. El UFC decidió romper el contrato de Ricardo.

El 26 de enero de 2013 se enfrentaba a Erik Koch, quién meses antes estaba programado para pelear por el campeonato ante José Aldo. Después de un dominio total en el primer asalto Ricardo lo terminaba en el segundo, pensando que eso por fin le daría la oportunidad al cinturón.

Semanas después José Aldo derrotaba fácilmente a Frankie Edgar. Esa misma noche Dana White, presidente del UFC, declaraba que el peso ligero Anthony Pettis bajaría de división y retaría a José Aldo, dejando fuera una vez más a Ricardo. Pero lo peor pasaría unos meses después.

Para mantenerse con actividad Ricardo accedía a enfrentar a Chan Sung Jung, mejor conocido como ‘The Korean Zombie’, en UFC 162 en julio de 2013, planes que fueron arruinados rápidamente.

José Aldo pelearía ante Anthony Pettis en Brasil en UFC 163, pero Pettis sufriría una lesión en la rodilla. Los aficionados y la prensa especializada pensaban que Lamas sería el reemplazo perfecto y merecedor, hasta que el UFC escogió a Chan Sung Jung.

No solo Lamas perdía una merecida oportunidad al título por tercera vez en seis meses, se quedaría sin pelear por un año.

“No me va a afectar, tal vez en una manera positiva. Tengo mucha hambre para esta pelea, para ser campeón y durante el año yo estaba entrenando cada día y creo que mejoré como peleador.

“Me dio más hambre. Yo estaba muy triste cuando cancelaron mi pelea contra Korean Zombie, estaba enojado, pero yo seguí entrenando cada día. Yo creo que estoy preparado más que nunca y yo creo que estoy preparado más que todos los demás contrincantes que enfrentaron a José Aldo antes”.

El sueño por fin ha llegado, la oportunidad de mostrar al mundo que él debería de haber tenido esta oportunidad antes. La luz del MMA mundial brillará este sábado en UFC 169, el primer evento grande del año para el UFC, las primeras peleas de campeonato del año y todo en la ciudad y fin de semana más grande del mundo deportivo de Estados Unidos, el fin de semana del Super Bowl.

“No pudiera pedir más, hace más de un año estoy pidiendo esta pelea y ahora voy a pelear contra José Aldo en el fin de semana más grande para los deportes en los Estados Unidos. Con una victoria mi vida va a cambiar y estoy listo para eso. Estoy muy emocionado para la pelea y que esté en el fin de semana del Super Bowl”.

Entre todo lo que ha deseado, pensado, imaginado sobre la pelea de este sábado, hay una memoria que sobresale. Estar en el túnel, dispuesto a salir con las bandera de Cuba, Estados Unidos y México en el pantaloncillo cuando el característico piano que abre “De México a la Habana” comienza a sonar.

“Cada día. Yo siempre pienso, siempre sueño el caminar a la jaula con mi música tocando y con las banderas puestas, preparado para la guerra. Lo pienso cada día”.

El apoyo de México para Lamas ha sido claro, especialmente cuando usó si tiempo de inactividad para visitar nuestro país en varias oportunidades promocionales. Este apoyo ha tenido efecto en Ricardo quién, antes de abordar su avión rumbo a Nueva Jersey nos deja con una garantía de victoria, y de celebración.

“A México solo puedo decir muchas gracias por todo el apoyo. Yo recibo mensajes de fanáticos de México cada día y es un orgullo representar a México en el UFC y cuando yo gane el cinturón lo voy a traer a México para celebrar con mi gente de allá”.

UFC 169 se llevará a cabo el 1 de febrero en el Prudential Center de Newark, Nueva Jersey. El evento se transmitirá por UFC Network.

Click to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published.

Lo Más Leído

To Top